Ibarra Real: una fuente tipográfica decididamente española

Este artículo es parte de la serie Recomendando fuentes tipográficas


Hace unos días un lector de este blog, Dact, recomendó una fuente tipográfica sumamente interesante y como lo prometido es deuda, hoy hablaré de ella. Me refiero a

Ibarra Real

Antes de mostrar cómo se ve esta fuente un poco de historia, que el asunto tiene unas vueltas realmente extrañas.

La tipografía fue originalmente diseñada en el siglo XVIII y utilizada en la edición de 1780 del Quijote realizada por la Real Academia Española. Avanzando en el tiempo llegamos al año 2007 donde se crea una versión digital la cual es modificada varias veces hasta llegar a la versión definitiva realizada por la gente de «Unos Tipos Duros».

Esta versión corrige algunos problemas con las versalitas y las ligaduras tipográficas que se encuentran en la fuente original, regalándonos una tipografía sumamente elegante. Pobre en «características avanzadas» (las fracciones siguen siendo limitadas, los superíndices están incompletos y no existen subíndices), ofrece sin embargo lo indispensable para hacer que nuestros textos se destaquen.

A este punto es necesario indicar un pequeño problema «legal» con Ibarra Real: su licencia es poco clara. Si bien en varios sitios se dice que es de dominio público la fuente en sí dice (la opción -i de otfinfo) «todos los derechos reservados», por no mencionar la larga lista de contradicciones que se han sucedido en su desarrollo. Para más información pueden consultar el artículo de la wikipedia: Problemas con la licencia de uso.

Es decir, los puristas de las licencias libres seguramente fruncirán el ceño ante esta fuente y no estoy seguro de animarme a recomendar su uso en documentos «importantes». En mi opinión todo esto es más una confusión que un verdadero problema, pero bueno, que cada uno decida.

Ahora sí:

Como puede verse, un diseño muy detallado y de contraste elevado. Sumamente particular en esta fuente son las Ñ:

La conclusión sobre Ibarra Real es… que no puedo concluir. La fuente es bella, bien diseñada e interesante, pero la confusa situación de su licencia la vuelve problemática en algunos contextos. Esperemos que algún día estos problemas se resuelvan.

Anuncios

A %d blogueros les gusta esto: