Archivo para la categoría Software

Nuevo en LibO 5.3 Math: integrales «dinámicas»

Es verdad, la instrucción apareció en 5.2 por lo que no es exactamente algo «nuevo», pero en 5.3 ha comenzado a funcionar correctamente (ahora acepta límites…):

math-intd-530

La instrucción intd indica una integral «dinámica» que cambia su tamaño según sea el argumento, en contraste con la instrucción int normal que da siempre una integral pequeña.

En mi opinión el resultado sigue sin ser perfecto (el signo integral queda demasiado «oscuro» cuando crece mucho: habría que utilizar distintos signos para distintos rangos de tamaño), pero es un paso importante en la dirección correcta.

Deja un comentario

La fuente tipográfica Eau de Garamond

Este artículo es parte de la serie Recomendando fuentes tipográficas


Combinar tipografías en forma armoniosa es un difícil arte. Algunos diseñadores tipográficos nos facilitan las cosas ofreciendo «familias» de fuentes como Libertinus, Source pro, PT, Alegreya, etcétera. ¿Pero qué fuente «sans» tenemos que se lleve bien con una «garamond»? De la gente que produce Cormorant nos llega una interesante propuesta:

Eau de Garamond

Esta fuente es un original desarrollo de Christian Thalmann que toma los conceptos de Claude Garamond y los «destila» para crear una fuente sin gracias realmente única:

eautest1

Así es como se ve junto a EBGaramond y a Cormorant Garamond

eautest2

El proyecto está aún en las primeras etapas de desarrollo por lo que no tiene un «release oficial», pero es posible descargar el repositorio (el botón Clone or download) y obtener la última versión de desarrollo.

Un proyecto para seguir de cerca.

Deja un comentario

Ha llegado Calligra Suite 3.0

calligra-logo-transparent-for-light-600

Luego de la separación de Krita (que sigue avanzando a un ritmo irresistible: ya va por la versión 3.1), hoy el equipo de Calligra Suite ha anunciado la disponibilidad de la versión 3.0 del paquete de oficina construido sobre tecnologías KDE:

Calligra 3.0 released

calligra3-0

En el breve anuncio oficial descubrimos lo que era de esperarse: Author y Brainstorm ya no existen, Flow por ahora no está, pero volverá en un incierto futuro.

NOTA: El anuncio dice que también falta Stage, pero al instalar 3.0.0.1 también viene este programa de presentaciones, por lo que ni idea de a qué se refieren.

Esta versión no es ni más ni menos que la realización de la difícil transición a KDE frameworks 5 y Qt5. Es decir, no hay grandes novedades respecto a 2.9 en cuanto a funcionalidad, tenemos los mismos problemas y limitaciones, pero finalmente se define una nueva base desde donde construir lo que vendrá.

Los usuarios de openSUSE ya podemos instalar esta nueva versión desde el repositorio KDE:Extra.

Eso sí, no esperen el poder reemplazar LibreOffice con Calligra Suite que con este último no se puede ir más allá de algunos documentos muy simples. Pero ahora que los cimientos están listos, solo queda ir hacia adelante.

Estaremos atentos a ver qué logra el equipo de Calligra.

Deja un comentario

Música «invisible» para Plasma

Un par de años atrás escribí un artículo llamado «Música “Invisible”» en el que comentaba mis problemas, y la solución para KDE4 que había encontrado, con los reproductores de música tradicionales.

Auto referencia:

Todos los reproductores de música en todos los sistemas operativos tienen un problema para mi: son demasiado visibles.

Cuando escucho música en la computadora o bien estoy trabajando en otra cosa (como escribir un artículo) o simplemente tengo la computadora conectada al equipo de música con la pantalla apagada mientras hago otra cosa (como cenar). Es decir, en ningún momento estoy interesado en ver brillantes interfaces gráficas llenas de «widgets», no cruza por mi cabeza el «evaluar» lo que escucho a través de puntos, estrellas o lo que sea, no quiero compartir lo que escucho en redes sociales a las que no estoy suscrito, no me interesa hacer «mezclas» de temas dispersos por el disco rígido… en fin, solo quiero oír música sin que el reproductor se meta en mi camino, disfrutar de una sucesión de temas en el mismo orden concebido por su autor/intérprete, solo quiero elegir una lista de reproducción y seguir con la vida.

Pues bien, KDE4 es ya historia por lo que hoy comentaré brevemente cómo han cambiado (para mejor) las cosas en Plasma 5.8.

Materiales

Un reproductor de música, no importa cuál. Yo uso qmmp, pero cualquier otro que pueda manejarse a través de MPRIS debería funcionar. Solo hay que asegurarse de que los archivos con las listas de reproducción estén asociados a esa aplicación…

El plasmoide «Vista de carpeta». Aquí tenemos una gran ventaja respecto al pasado ya que ahora no es necesario utilizar un complemento externo (en aquella época era el ahora desaparecido QuickAccess browser): el plasmoide Vista de carpeta ahora «sabe» cuándo es colocado en un panel y se comporta en forma acorde, permitiéndonos navegar fácilmente entre las subcarpetas.

Procedimiento

En una carpeta de nuestra elección colocamos los archivos con las listas de reproducción que llaman las diversas joyas de nuestra colección musical. Desbloqueamos los elementos gráficos del escritorio y vamos a agregar un elemento a un panel de nuestra elección: claramente, seleccionamos la Vista de carpeta y luego de arrastrarla a la posición deseada la configuramos para que apunte a la carpeta con nuestras listas de reproducción. Al estar en un panel el plasmoide debería configurarse automáticamente para mostrar una «lista» en lugar de los iconos, pero no está de más el comprobarlo y ya que estamos mirar todas las opciones de configuración que este complemento nos ofrece.

music-vistacarpeta2

Un detalle extraño: en la pestaña Ubicación no solo es posible seleccionar la carpeta a la que debe mirar el plasmoide, sino también darle un «nombre» al plasmoide. Al menos en mi experiencia este nombre no es reconocido inmediatamente, se mostrará solo cuando se reinicie la sesión.

Para este ejemplo he preparado especialmente una carpeta con una ecléctica selección de listas que no deberían estar juntas 😉

music-vistacarpeta1

Como vemos en esta captura, no solo podemos entrar a subcarpetas sino también subir a aquella desde la cual hemos entrado (la opción Arriba).

En Plasma 5.8 tenemos un maravilloso notificador/controlador multimedia ya incorporado que vive en la bandeja del sistema: con el cursor sobre él veremos lo que se está reproduciendo en ese momento

music-reproductor1

mientras que un clic nos dará un cuadro más detallado con los controles de reproducción

music-reproductor2

NOTA: el «pin» de arriba a la derecha sirve para fijar el cuadro, el cual quedará por encima de todas las ventanas del escritorio.

¡Listo! Cuando queremos escuchar una lista de nuestra magnífica colección nos dirigimos al plasmoide, hacemos un clic y la música (invisible) estará servida.

Deja un comentario

Escritorio actual (al menos por ahora)

Ya tenía programada una «primera entrada del año» para el próximo jueves, pero se me ocurrió comenzar un poco antes compartiendo cómo se ve (por ahora) el escritorio:

escritorio2017-01-03

Fuente de la imagen de fondo (la recorté un poco).

El tema de escritorio es «Brisa oscuro», en Plasma 5.8. Las aplicaciones (lo sé, ninguna a la vista) están en «Brisa claro»: me gusta mantener un contraste entre el escritorio y las aplicaciones.

Después de muchos años de utilizar paneles verticales he vuelto (siempre por el momento) a una estructura más tradicional. ¿La razón? Pues claramente la imagen que elegí como fondo de pantalla  :lol:. De hecho verán que no tengo «plasmoides» tirados por allí: los anillos de Saturno y Encedalo con sus géisers lo dominan todo.

Y sí, el artículo del próximo jueves tendrá capturas de pantalla del escritorio anterior. Qué se le va a hacer.

,

Deja un comentario

Pingüinera actualizada y saludos de fin de año

Tras superar un (no tan) pequeño susto, finalmente tengo instalado openSUSE 42.2 y todo funciona a la perfección.

escritorio422

Todavía no he terminado de personalizar el escritorio (Plasma ha sabiamente ignorado la configuración anterior de KDE4), pero ya está «listo para trabajar».

Plasma 5.8 va realmente bien y el sistema en general se siente muy fluido. Me ha gustado mucho el menú principal, sencillo y práctico, el nivel de integración de todos los componentes y la bandeja del sistema. No me ha gustado tanto el tema de escritorio que venía por defecto, pero eso no es raro y cambiarlo ha sido muy simple.

He utilizado el DVD de instalación y no el cambiar los repositorios como en otras ocasiones, pero en lugar de una instalación fresca he optado por la opción de «actualizar el sistema». Así he logrado mantener mi selección de paquetes (incluyendo el no instalar amarok) y la configuración general del sistema. Igual no es posible salvarse de tener que resolver algunos «conflictos» y de tener que volver a configurar los repositorios no oficiales, pero todo eso es simple con YaST2 por lo que la actualización resulta ciertamente más cómoda que realizar una instalación desde cero.

Algo recomendable cuando se realiza una actualización es dirigirse a YaST2 y activar la pestaña «repositorios» que en la larga lista de paquetes que podemos ver en @System seguramente encontraremos alguno en rojo o en azul que necesita nuestra atención (para cambiarlo de repositorio, actualizarlo o incluso eliminarlo).

yast2repos

Para la captura ya había «limpiado» todo 😉

Pues bien, el año que viene veremos cómo retomar esto de escribir algo sobre KDE. Y ya que hablamos del año próximo, pues que este pingüino se toma un descanso y saluda a todos sus lectores deseándoles un magnífico comienzo de año. ¡Felices fiestas!

Y recuerda, estimado lector, que las celebraciones no pueden ser una excusa para tomar riesgos inútiles: si bebes, no compiles tu kernel.

¡Salud!

, ,

2 comentarios

Tablas vs. tabuladores en un documento Writer

Supongamos que en medio de un texto queremos crear una «definición», es decir, un texto breve «a definir» separado de un bloque de texto a la derecha que «lo explica». Existen dos formas de lograr esto en un documento Writer, ambas mostradas en la siguiente captura de pantalla:

tab-tabla

¿Pueden notar la diferencia? ¿Verdad que no? Y sin embargo la forma en la que han sido construidas las dos «definiciones» es diferente.

Ambos métodos tienen sus puntos a favor y en contra: veamos cómo funcionan.

Formato utilizado en este ejemplo

El texto «a definir» comienza en el margen de la página mientras que «la definición» comienza a tres centímetros. Para destacar el primero he utilizado versalitas (verdaderas). Las fuentes utilizadas son Alegreya y Alegreya SC.

Usando tablas

Es la forma más evidente. Se crea una tabla de dos columnas sin bordes, se configura la misma (clic derecho → Propiedades de la tabla → pestaña Bordes) para que el «espaciado al contenido» sea cero y se fijan los anchos de las columnas según sea necesario.

A favor:

  • Es simple de crear
  • Podemos utilizar estilos de párrafo diferentes en cada columna
  • Si el texto «a definir» es más largo este se acomodará en la primera celda ocupando más líneas sin problemas
  • Si necesitamos varias definiciones seguidas, simplemente agregamos filas

En contra:

  • Si tenemos varias «definiciones» (varias filas) resulta difícil cambiar el orden de las mismas
  • No es tan fácil mover una tabla, por lo que si queremos subir o bajar la definición en el texto, tendremos que trabajar un poco más (cortar, reacomodar y pegar)
  • Dado que crear estilos de tabla sigue siendo difícil, si tenemos que utilizar este método varias veces en el documento tendremos que trabajar un poco más (copiar, pegar y modificar «definiciones» existentes, utilizar autotextos…)

Usando tabuladores

Ya sea en la definición de un estilo de párrafo o en el formato directo de un párrafo particular, en la pestaña Tabuladores se define un tabulador a tres centímetros. En la pestaña Sangría y espaciado se define una sangría antes del texto de 3cm y una sangría de primera línea de -3cm (negativa). Al escribir el párrafo simplemente insertamos un tabulador entre el texto «a definir» y su «definición».

A favor

  • Es más fácil de configurar que una tabla
  • Si utilizamos estilos podremos repetir el formato tantas veces como queramos y sin dificultad
  • Puede moverse rápidamente por el texto con la combinación de teclas Ctrl-Alt-Flecha arriba o abajo como cualquier párrafo en Writer, lo cual implica que también resulta sencillo cambiar el orden de las definiciones

En contra

  • El texto de «a definir» y su «definición» forman parte del mismo párrafo, por lo que tendremos que utilizar estilos de carácter o formato directo (¡auch!) para diferenciarlos
  • No podemos tener varias líneas en el «texto a definir», por lo que si este es muy largo empujará al tabulador a la derecha, lo cual podría crear problemas de formato

Conclusión

En este artículo hemos confrontado las ventajas y las desventajas de utilizar tablas o tabuladores para crear un formato determinado. Ninguno de estos métodos es perfecto, pero ambos funcionan.

En fin, que cada uno elija su veneno 😉


Este artículo apareció primero en el blog LibreOffice Hispano.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: