Archivo para la categoría Software

Pausa

Ya comenzaron los cursos de verano por lo que estoy de trabajo (y calor) hasta el cuello. Inicia aquí una pausa para este blog en la que trataré de utilizar el escaso tiempo libre (y las escasas fuerzas) que me quede(n) para terminar el libro sobre LyX.

A menos de una hipotética, imprevista e improbable novedad demasiado grande como para dejarla pasar, el primer artículo luego de la pausa está programado para el 7 de septiembre (sí, con p, que me sigo resistiendo).

¡Buenas vacaciones!

Y recuerden usar filtro solar.

2 comentarios

SpeedCrunch: una potente calculadora científica

El proyecto tiene ya algunos años y recuerdo haberlo probado en el pasado, siempre dejándolo a un lado frente a otras alternativas como Qalculate!, pero hoy se me ha dado por probar de nuevo y la sorpresa ha sido realmente grata.

La versión 0.12 de SpeedCrunch no solo ha sido adaptada a Qt5, también ofrece nuevas características que resultan de gran utilidad para realizar rápidos cálculos técnicos. En particular, ¡finalmente puede trabajar con unidades!

Por ejemplo, escribiendo

2 * 10^6 newton / (meter^2)

obtenemos

= 2000000 pascal

Por defecto expresa todos los resultados en el sistema internacional, pero también es posible transformar unidades con la instrucción «in». Por ejemplo escribiendo

3*10^8 meter / second in kilo meter / hour

se obtiene

= 1080000000 kilo meter / hour

Si presionamos F5 los resultados pasarán a notación científica (1,08e9 kilo meter / hour) mientas que con F2 solo los números muy grandes o muy pequeños lo harán. Hay más opciones de formato de salida en Configuración → Formato del resultado.

También en el menú Configuración podemos habilitar muchas otras opciones, como trabajar con números complejos. Eso sí, usa la j para la unidad imaginaria en lugar de la i… estos ingenieros…

La lista de funciones disponibles es realmente importante. De hecho SpeedCrunch es la única calculadora que conozco que permite calcular logaritmos de base arbitraria:

log(1/2;128)

nos dará, correctamente

= -7

La aplicación todavía tiene algunos pequeños «puntos ásperos» que seguramente se corregirán en futuras versiones. Por ejemplo, la lista de constantes es interesante, pero al seleccionar una se introduce solo el número, no sus unidades. Aún así resulta práctica y es muy simple de utilizar además de potente.

En fin, que finalmente tengo una calculadora de escritorio que hace lo que quiero.

Los usuarios de openSUSE tenemos la última versión de SpeedCrunch en el repositorio KDE:Extra.

,

3 comentarios

Repensar «Domando al escritor»

Existen dos buenas razones en las que puedo escudarme para decir que este año no habrá una nueva edición de «Domando al escritor»:

Esta nueva versión de LibO traerá seguramente varias novedades. Quizás las nuevas opciones para la interfaz gráfica dejen de considerarse «experimentales» y estén disponibles por defecto. Quizás se resuelvan algunos problemas introducidos con los estilos de tablas en 5.3. Quizás…

Como mis lectores bien saben no recomiendo utilizar versiones de LibO «que contengan un cero en su número» por lo que «Domando al escritor» volverá recién en la segunda mitad del 2018, cuando 6.1 esté disponible. Para ese entonces muchos de los errores que seguramente (que ya es tradición) se introduzcan en 6.0 estarán corregidos.

Mientras tanto seguiré escribiendo artículos sobre las novedades del programa. Los artículos estarán listados y enlazados en la página de descarga del libro (ya hay un par allí).

Esta dilatada espera seguramente me permitirá repensar el formato del libro… Pero para eso hay tiempo.

8 comentarios

Nuevo en LibO 5.4: marcas de agua en Writer

Bueno, más que el hecho de crear marcas de agua lo nuevo es el «elegante hack» con el que se han implementado.

Me explico: siempre fue posible crear un objeto Fontwork, anclarlo a la cabecera de la página y enviarlo «al fondo» (segunda entrada en este viejo artículo o la tercera en su versión actualizada —sitio externo), lo que sucede es que a partir de 5.4 todo ese largo proceso manual estará elegantemente empaquetado en el menú Insertar → Marca de agua:

 

El objeto aparecerá en todos los estilos de página en uso sin más trabajo por parte del autor. Para modificar una marca de agua así creada será suficiente volver al menú en cuestión. Incluso, si limpiamos la casilla «texto» la marca se eliminará.

Es verdad, sigue sin ser una herramienta dedicada, ¡pero que ni te das cuenta!

3 comentarios

Desempaquetar un archivo rpm

Todo aquel que por cualquier motivo (y mejor no entremos en los porqué que no quiero deprimirme) se vea obligado a utilizar skype en Linux y no quería actualizar a la última, patética versión habrá seguramente recibido en las últimas semanas un amable correo electrónico indicando que las versiones 4 y anteriores serán descontinuadas a partir del primero de julio y que hay que pasarse obligatoriamente a la versión 5.3, la cual está oficialmente marcada como beta y falla más que escopeta de feria.

Sí, exacto. Pienso igual.

Bueno, la cuestión es que esta nueva versión viene distribuida solamente como rpm y deb y que yo no tengo ganas de instalar un rpm que no venga de un repositorio de mi distro, por lo que ha sido esta una buena oportunidad para desempolvar las viejas recetas sobre cómo desempaquetar archivos rpm para una «instalación local».

Veamos.

Un archivo, gráficamente

Un rpm es simplemente un archivo comprimido al que se le han agregado metadatos. El formato de compresión elegido ha sido, históricamente, cpio, pero versiones recientes del estándar pueden utilizar bzip2, lzip, lzma, xz o, desde la versión 5, xar.

Como sea, cualquier programa de compresión de datos debería ser capaz de abrirlo. Por ejemplo, Ark abre archivos rpm sin problemas por lo que en KDE solo tenemos que hacer clic derecho → Extraer → Extraer archivo comprimido aquí, autodetectar subcarpeta.

Un archivo, en línea de comandos

En la carpeta que contiene el archivo.rpm creamos una subcarpeta, entramos en ella, abrimos allí una terminal y escribimos

rpm2cpio ../archivo.rpm | cpio -id

La i es para «extraer» y la d para crear directorios si son necesarios. Digo, en caso de que alguien quisiera saberlo. Por supuesto siempre tenemos

cpio --help

para más opciones (la página man del programa no me parece muy útil).

Muchos archivos a abrir recursivamente

También podríamos estar interesados en descomprimir la instalación de la versión de desarrollo de LibreOffice, que está dividida en unos 50 archivos rpm, para hacer pruebas y ver qué tiene de nuevo sin molestar la instalación «normal». Hace ya muchos años escribí sobre esto (aquí, aquí y aquí), pero no está de más el repasar la instrucción.

Como antes, creamos una subcarpeta dentro de la carpeta que contiene todos los rpm, entramos allí y abrimos una terminal para ejecutar el siguiente código

for i in ../*.rpm; do rpm2cpio $i | cpio -id; done

Lo que hace esta línea es crear un bucle que va pasando por todos los archivos rpm, descomprimiéndolos y copiando el contenido recursivamente.

Todo listo.

, ,

2 comentarios

SciDAVis 1.18

Ajustes polinomiales, logarítmicos, exponenciales, con funciones definidas por el usuario, trasformadas rápidas de Fourier, filtros, integración y derivación numérica… Que el usuario elija.

También permite operar rápidamente sobre los datos, definir funciones, personalizar los gráficos, exportarlos en formato SVG o PDF para incluirlos en cualquier documento…

Además de descargar el código fuente desde la página principal del proyecto es posible instalarlo rápidamente en varias distribuciones Linux (Fedora, openSUSE, Debian, xubuntu…) desde este repositorio.

En Editar → Preferencias → General → Aplicación podemos elegir el Estilo de la interfaz gráfica. Seleccionando Breeze se integra bastante bien al escritorio Plasma por lo que casi que ni se nota que sigue siendo una aplicación Qt4.

, , ,

Deja un comentario

Y sigue avanzando…

Hoy comentaré dos cosas. La primera es el estado del libro sobre LyX y la segunda… bueno, primero lo primero, así te doy, estimado lector, la posibilidad de saltarte la segunda parte 😆

El estado del libro

¡Aquí lo vemos!

El contenido está, básicamente, listo. Respecto de lo que comenté en el último reporte se han dado algunos cambios de orden y la llegada de alguna sección más, pero ahora debería estar todo en su lugar. Debo revisar todo (varias veces, que tengo tendencia a ser manazas) y esperar a que la versión 2.3 esté lista, que al parecer me obligará a cambiar varios puntos por aquí y allá.

Como puede verse estamos en 180 páginas, lo cual me parece razonable 😉 Seis de esas páginas son dos apéndices listando el código del preámbulo LaTeX y el «formato local» (la definición de estilos), en total cerca de doscientas líneas de código LaTeX/LyX lo cual, debo ser sincero, hasta me parece poco 😆

Quizás en septiembre logre publicarlo, pero no lo tomen como una promesa.

Y la segunda parte es…

… ¡una «tirada de manga»!

Después de darle muchas vueltas al tema decidí abrir una cuenta en Liberapay, un servicio donde la gente puede donar (casi) lo que quiera a quien quiera. Por lo que, bueno, si alguien por allí descubre que le andan sobrando algunos centavos pues una solución elegante para este problema es un simple clic en el botón

(digo, ¡después hay que hacer otros clics también, que con uno no alcanza!). Eso sí, ¡sin obligación!, que con leer cada tanto un «gracias por lo que escribes» estoy sobradamente pagado.

He conocido este sitio gracias a la colega bloguera Ondiz (he aquí su cuenta) por lo que ya saben a quién echarle la culpa 😛 . Veremos cómo (nos) va.

En unas semanas, quizás, comentaré los planes sobre «domando al escritor». Y es que todavía tengo que planear los planes.

,

6 comentarios

A %d blogueros les gusta esto: